Héctor Doorish, vecino del barrio Anteo Gasparri, dialogó con Sandra Renna en el móvil de FM10.


“El domingo 23 de julio, a partir de las 21 horas, salí de casa. Volví a las 22:30 y me encontré con que me habían violentado la ventana, y entraron a robar en casa”, comentó Doorish.

“Vivo en barrio Anteo Gasparri, sobre calle Córdoba 209 frente al Colegio ENET”

“Entré a casa y me encuentro que no tenía el televisor Philco ’32 LCD, color negro, más el control. En realidad, entraron y salieron por la ventana el frente de casa, la que da a la calle Córdoba. A su vez se llevaron dinero en efectivo, un par de zapatillas y algunas cosas más”, dijo.

“Me hicieron mucho desorden, me revolvieron todo”

“Lo que más me queda ahora es la impotencia de que entraron a tu casa, te miran todo, te observan la vida, te invaden”, argumentó. “Es llamativo la hora que pasó. La verdad que no veo que ande tan seguido el móvil de Policía y Guardia Urbana. Lo que sí debo agradecer fue la disposición, porque ni bien llamé al 101 vinieron enseguida. Luego fui a hacer la denuncia, y vinieron a hacer impresiones digitales”.

"La verdad que es triste que vivamos en Bolívar, y vivamos entre rejas; ahora no se si puedo dormir, salir, hacer mi vida normal"

Y agregó: "Ahora queda la intranquilidad, el sacrificio de que todo lo que hice lo hice trabajando. Soy taxista. Vivo con mi señora, los dos solos ya que mi hija ya tiene su casa". 

Compartir