AGROPECUARIAS

17 de enero de 2017

Alertan sobre la presencia de plagas para los cultivos de gruesa

En la actual campaña aparecen zonas con excesos de agua y otras con déficit hídrico, planteando diferentes escenarios donde producir.

BUENOS AIRES (NAP) La situación actual de las plagas y enfermedades va de la mano con el clima de cada región productiva. Zonas como el Centro de Santa Fe presentan riesgos considerables de ataques de Helicoverpa y Chinche Verde, como así también la aparición de Septoria en lotes encaminados al estadío reproductivo.

Por su parte, con su situación de déficit hídrico, en el Noa se observa la acción de Helicoverpa en brotes terminales, pero no aparecen mayores riesgos de enfermedades. En el centro sur de Santa Fe, sur de Entre Rios y sudeste de Córdoba aparecen lotes con un riesgo menor de ataque de bolillera y de Septoria. Más al sur y cerca del límite con Buenos Aires, hay mayor riesgo por la presencia del complejo de chinches, que si bien no tienen un gran número por metro lineal en el cultivo, su acción continua en el lote lleva a que los daños sean mayores que lo que indicaría su umbral de control.

Respecto a las enfermedades, la Septoria sigue siendo el mayor riesgo, y lo mismo ocurre hacia el oeste bonaerense. Pero, hacia el sur de esa provincia, las condiciones de sequía ponen en el ojo de la atención a trips y tucuras.

Todo lo antes dicho requiere productos de alta eficiencia de control y practicidad de uso, pudiendo ser utilizados tanto para controlar chinches e isocas y no inducir a la aparición de trips o arañuelas. Kospi® de Rotam® es un insecticida formulado en base a Bifentrin e Imidacloprid, que combina la acción de un piretroide y un neonicotenoide actuando por contacto, ingestión y vía sistémica en el control de insectos. Combina el poder de volteo del Bifentrin y el efecto prolongado o residual del Imidacloprid, con la ventaja no menor de que si se está controlando chinches en ambientes predisponentes a la aparición de arañuelas, se evita el efecto inductor a su aparición de otros piretroides.

En lo que al control de enfermedades se refiere, Rotam® cuenta con Ykatu®, un fungicida sistémico para el control de enfermedades foliares en soja que combina la acción preventiva y antiesporulante de Azoxistrobina (grupo de las estrobilurinas), con el efecto preventivo, curativo y erradicante de Tebuconazole (grupo de los triazoles). La mezcla de ambos principios activos determina una acción combinada, bloqueando el proceso respiratorio y la síntesis de ergosterol en los hongos. Esta acción asegura un amplio espectro de control en un período prolongado y reduce el riesgo de aparición de cepas resistentes. 

Noticias Agropecuarias 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas